Postes y Alumbrado Publico bl

Gustavo Montalvo DEL LA Comisión de Alto Nivel para la prevención y el control del coronavirus EXPRESO ESTAS PALABRAS

Pueblo dominicano

Cuando
se cumplen 2 semanas desde que el Presidente Medina anunció el toque de queda,
desde la Comisión de Alto Nivel queremos felicitar al pueblo dominicano
nuevamente por la responsabilidad, actitud solidaria y el buen hacer que han
mostrado en este periodo.

Como
saben, en este momento, el coronavirus continúa extendiéndose prácticamente en
todas partes del mundo.

En
nuestro país, con los sacrificios de las últimas semanas, estamos luchando para
ralentizar su avance.

De
esta manera ganaremos tiempo para seguir reforzando nuestro sistema sanitario,
crear conciencia entre la población y poner en marcha las medidas económicas y
sociales que nos permitirán afrontar este reto.

Sin
embargo, es indudable que, aunque más lentamente que en otras partes del mundo,
el crecimiento de los contagios locales todavía supone una amenaza.

Por
eso, no podemos bajar la guardia en este momento. Por el contrario, ahora es
cuando debemos luchar con más fuerza, para poder aplacar este mal que nos ha
tocado enfrentar.

En
consecuencia, les anuncio que en el día de hoy el presidente de la República ha
remitido una comunicación al Congreso Nacional, mediante la cual solicita la
extensión del estado de emergencia autorizado por el Congreso Nacional mediante
la Resolución núm. 62-20, del 19 de marzo de 2020, y declarado por el Poder
Ejecutivo mediante el Decreto núm. 134-20 del 19 de marzo de 2020. Esta
solicitud de extensión fue realizada por un periodo adicional de 25 días.

Agradecemos
a todas las fuerzas políticas representadas en el Congreso Nacional el respaldo
otorgado a la anterior solicitud. Esperamos igual apoyo en esta oportunidad
para seguir adoptando las medidas necesarias en beneficio de la salud y la vida
de los dominicanos.

Asimismo,
el presidente de la República emitió en el día de hoy el Decreto núm. 142-20,
mediante el cual extendió por quince días el toque de queda de 5:00 p.m. a 6:00
a.m. en todo el territorio nacional.

Igualmente,
se prorrogan quince días el resto de medidas económicas, sociales, de
seguridad, de transporte, de distanciamiento social y de cierre de todos los
comercios no esenciales. No hay tampoco cambio alguno en este sentido.

Asimismo,
los supermercados, farmacias, mercados y demás sectores que ya están autorizados
a operar, permanecerán haciéndolo como hasta ahora, para garantizar el
suministro y los servicios esenciales a la población.

Con
esta disposición lograremos seguir reduciendo el avance del virus. Y eso es
importante porque así aseguramos que cualquiera que lo contraiga encontrará la
atención médica que necesita, tal como nos ha enseñado la experiencia de otros
países.

Confío
en que en esta nueva etapa de la batalla que estamos librando, sigamos contando
con el apoyo de ese ejército indispensable que son todos ustedes en sus
hogares.

Quiero
comunicarles también que entre mañana y el sábado ampliaremos nuestro arsenal
de combate al coronavirus, con la llegada del primer lote de 50,000
tratamientos de hidroxicloroquina, medicamento con potencial para mejorar la
situación de muchos afectados, que estará disponible a partir del lunes en
establecimientos autorizados.

Además,
como ya anunció el ministro de salud hoy, se aprobó la guía de tratamientos de
medicamentos, en la que se establecen los debidos protocolos de actuación para
la administración, por parte de profesionales de la salud, de aquellas
medicinas que han mostrado su efectividad. Queda así establecido en qué casos
se deben aplicar, cómo se combinan y qué dosis son las apropiadas en cada
situación.

No
quiero dejar pasar esta ocasión sin agradecer a la OPS por toda la ayuda que
nos ha prestado, sobre todo por la movilización de 2 millones 130 mil dólares
dedicados específicamente a la reducción y detección de la transmisión, a la
prevención y a retrasar la propagación del virus en nuestro territorio.

Con
este fondo también estamos optimizando la atención a todos los pacientes,
especialmente los que se encuentran en estado crítico.

Además,
desde el principio del brote, tanto la OPS como la OMS nos han acompañado en la
preparación y respuesta a la emergencia, nos han apoyado en la elaboración del
plan de contingencia nacional y nos han asesorado con los materiales de
difusión sobre las medidas de higiene y prevención para los ciudadanos.

Gracias
a ellos, se han movilizado 360 mil dólares para el fortalecimiento de la
vigilancia epidemiológica y la ampliación de la capacidad del laboratorio
Nacional.

También
hemos podido contratar más recursos humanos, entrenar más personal, comprar
equipos especializados y donar material de protección personal.

Siendo
que nos encontramos en fechas próximas a la Semana Santa, quiero agradecer la
actitud constructiva de todas las iglesias del país, que están plenamente
conscientes de la necesidad de que esta Semana Santa se celebre sin la
asistencia presencial de los feligreses en los actos religiosos.

Sabemos
que para muchos ciudadanos lo importante que es la fe en estos momentos y
apreciamos el esfuerzo que están haciendo para acompañar a la población con
llamados a la oración desde los hogares.

Esta
es una época de recogimiento, espiritual y personal. Hacemos un llamado a todos
a la unión familiar y a la reflexión, desde los hogares.

Por
otra parte, quiero enfatizar que la obligatoriedad de distanciamiento social y
de no aglomeración de personas es aplicable también a recintos privados, como
urbanizaciones, hoteles o condominios.

En
este caso, las autoridades de seguridad pública deben vigilar el debido
cumplimiento y los propietarios serán responsables en caso de que se viole la
ley.

Por
el bien de sus inquilinos y de todo el país, está totalmente prohibida la
celebración de reuniones, fiestas o cualquier otro evento que implique grupos
de personas.

Están
igualmente prohibidos los balnearios públicos, ya sea en playas, piscinas o
ríos, así como los traslados vacacionales en grupo.

También
quiero hacer mención concreta a las galleras, pues ha habido denuncias de que
algunas han permanecido abiertas en distintos puntos del país. Debe quedar
claro que esto no está permitido y que las autoridades tienen órdenes estrictas
de detener estas actividades.

Debemos
ser firmes en estas disposiciones. El coronavirus es una amenaza para todos los
dominicanos por igual, sin distinguir de credos, clases, provincias o colores
partidarios. Y solo actuando juntos y con decisión podremos derrotarlo.

De
la misma forma, quiero hacer un recordatorio especial a la población acerca del
uso correcto del Sistema Nacional de Atención a Emergencias, 9-1-1. Les
recordamos que este número está destinado únicamente a la atención de
situaciones que precisan una respuesta rápida de parte de los servicios de
asistencia del Estado.

No
es un número para consultas ni para recibir información. Rogamos, por favor, no
emplear esta línea para otros usos, porque esto está dificultando el despacho
de las unidades para casos en que la población necesita atención en el menor
tiempo posible.

Informamos
nuevamente a la población que el número de información para asuntos
relacionados con el Coronavirus es el *462 y que disponemos también de una
página web: coronavirus.gob.do en la que pueden encontrar numerosas
informaciones tanto respecto a esta pandemia como a las acciones que está
tomando el gobierno para apoyar a la población.

Solicitamos
utilicen estos canales para informarse puntualmente sobre el virus y empleen el
911 únicamente si se encuentra ante una situación emergencia.

Es
oportuna la ocasión para reiterarles que desde el Gobierno seguimos trabajando
intensamente y aportando los recursos necesarios para garantizar la protección
de las mujeres ante cualquier situación de violencia. Todos los servicios
asistenciales para estos casos siguen en funcionamiento y alerta, para
garantizar la protección de las mujeres y sus hijos.

Asimismo,
apoyamos a las madres solteras, jefas de hogar, en la manutención de sus hijos
a través de la entrega de alimentación desde las escuelas, comedores económicos
y el plan social de la presidencia, haciéndoles llegar también la mano
solidaria a través del programa “Quédate en casa” y por medio de las medidas
laborales y económicas puestas en marcha en apoyo a trabajadoras y empresarias.

Pueden
estar seguras, tal como dijo el Presidente Medina, el gobierno no va a dejarlas
solas, estamos con ustedes.

La
mujer dominicana con su fortaleza y decisión ha demostrado a lo largo de la
historia lo que es capaz de hacer, luchando para sobrepasar crisis y levantar
la esperanza.

Nos
encontramos ante un momento trascendental de la humanidad, convencidos de que
juntos, mujeres y hombres, como una sola familia, en equipo, ganaremos esta lucha
por el bienestar de nuestra gente.

El
pueblo dominicano ha reaccionado con valentía, con responsabilidad y con
espíritu solidario y con eso hemos ganado la primera batalla de esta guerra.

Para
ganar la siguiente solo tenemos que seguir así. Unidos, lograremos primero
ralentizar, luego parar y finalmente derrotar el coronavirus en la República
Dominicana.

Source:feedproxy.google.com